Alta tecnología en el compostaje

En el suroeste de Londres hay una planta de tratamiento de residuos municipales que se caracteriza por ser tecnológicamente muy avanzada.
Los camiones de recogida llegan a la planta donde se someten a un primer cribado para eliminar los elementos que no se pueden compostar como los plásticos y los metales. Después, la parte orgánica pasa a unos grandes reactores cerrados con atmósfera controlada que aseguran las condiciones aeróbicas. Así, el tiempo de compostaje se reduce considerablemente y no tienen pérdidas de nutrientes. El resultado es un compost de gran calidad que permite cerrar el ciclo de la materia orgánica y así poder aprovecharlos como fertilizantes.

Para que una planta de compostaje funcione bien debe haber un buen sistema de recogida de los residuos en origen. En Londres (y en todo el Reino Unido) está muy desarrollado y la recogida selectiva de los residuos orgánicos es muy efectiva (incluso es domiciliaria, es decir, que lo recogen de tu propia casa). Además y gracias a todo esto, hay una gran concienciación sobre reciclaje y compostaje doméstico. Una gran parte de las casas tiene su propio jardín y es costumbre hacer su propio compost con los restos de poda de sus jardines.

Related Posts

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.