El compostaje de estiércol «insitu» mejora el bienestar animal

Las granjas de vacas lecheras generan grandes cantidades de estiércol que es necesario gestionar. El compostaje es una técnica eficaz que permite convertir este residuo en compost apto para su uso en agricultura. Una práctica reciente es hacer el compostaje dentro de las propias granjas, en el mismo lugar donde habitan las vacas. Para eso es necesario añadir como cama materiales ricos en carbono como la paja o el serrín, que mezclados con las deyecciones del ganado y removiendo de forma periódica, se irán compostando poco a poco. Dicho lecho no debe ser muy profundo, de unos 30-40 cm como mucho, lo que mejora la descomposición, tal y como puede apreciarse en el siguiente vídeo:

 

Se ha comprobado que esta práctica mejora el bienestar animal al ser un lecho más cómodo y blando para los propios animales, reduciendo lesiones en las patas. También plantea algunos inconvenientes, como la alta actividad microbiana del lecho que puede producir problemas de mastitis. El control de la humedad del lecho es uno de los factores más importantes para reducir estos problemas, en especial durante el invierno o lugares con climas húmedos.

La fuente:

  • Leso, L., Barbari, M., Lopes, M.A., Damasceno, F.A., Galama, P., Taraba, J.L., Kuipers, A. 2020. Invited review: Compost-bedded pack barns for dairy cows. J. Dairy Sci., 103:1072–1099. https://doi.org/10.3168/jds.2019-16864

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.